El pollo a la brasa en Perú es tan importante como el asado en Argentina, el churrasco en Brasil, la pasta en Italia o las tapas en España. Una religión de receta que se come cada domingo con amigos y familia en un momento de celebración, para compartir conocimientos y vivencias, siempre alrededor de una mesa.

HUMO CUZCO, LA REAFIRMACIÓN DE LAS POLLERÍAS PERUANAS EN MADRID

El chef Jhosef Arias lleva años afincado en nuestro país. En todo momento, este joven chef tuvo claro que su mayor deseo era dar a conocer las recetas más singulares e icónicas de su país natal, Perú. Con Humo Cuzco, Jhosef se reafirma en su apuesta por acercar al público madrileño la tradición de las pollerías peruanas.

Este segundo local está ubicado en la calle del Pintor Juan Gris, 5 y a escasos metros del Paseo de la Castellana en Madrid. Con más de 500 m2 de superficie, cuenta con capacidad para 90 comensales.

El nombre de Humo no es casualidad, pues hace referencia a la esencia de toda la carta. Sus elaboraciones están centradas en la parrilla, el carbón y las brasas.

Jhosef rescata las recetas tradicionales y las elabora con auténtico sazón peruano.

Anticuchos y casquería, mucho más que pollo

Aunque el pollo a la brasa es el gran reclamo en este local, situado en la zona del metro de Cuzco, el chef no ha dudado en enriquecer su propuesta gastronómica. Los anticuchos (plato elaborado a base de corazón de vaca) y la casquería están presentes también en la carta.

¿Pero de dónde viene la tradición de estos platos?

Su origen se encuentra en las culturas prehispánicas, cuando los antiguos habitantes de Perú se alimentaban de los corazones de llama ensartados en una brocheta. A día de hoy, el anticucho es un pincho moruno de carne de corazón de ternera. Se adereza con ají panca y se cocina a la parrilla.

Las mollejitas de pollo, otro producto estrella del país, también se encuentran presentes en sus elaboraciones. Se sazonan con especias anticucheras y se sirven acompañadas de patatas, maíz (choclo en Perú) y ají rocoto bien picante.

Tampoco pueden faltar en su carta el ceviche carretillero, tan habitual de los puestos de carretilla callejeros en Perú, la causa de pollo a la brasa con toque de lima y aguacate y la salchipapa y chori-papa con todas las cremas (salsas) típicas peruanas. No olvidemos  el arroz chaufa de influencia china o cualquiera de sus parrillas de chorizo criollo, el rachi (callos),el lomo alto o las costillas marinadas con salsa peruana y terminadas con una salsa barbacoa de rocoto.

Además, todas las cremas o salsas que acompañan cada una de estas recetas se elaboran en el local de forma artesanal y buscando siempre la excelencia de cada una de ellas. Destacamos  la salsa Uchu, una crema de ají hecha a base de ají amarillo que acompaña los pollos a la brasa; Qhari, una salsa para valientes hecha a base de rocoto; Rocoto, un ají picante que se sirve con cilantro; Olivo, una salsa de aceituna peruana de botija traída directamente del departamento de Moquegua; la Vinagreta y la salsa Chimichurri de influencia argentina, utilizada en las parrillada y elaboradas con achiote. 

La propuesta del chef Jhosef Arias se encuentra disponible también en delivery en toda la M30.

HUMO CUZCO by Jhosef Arias

Dirección: Calle del Pintor Juan Gris 5, 28020, Madrid.

Horario: lunes de 13:00 horas a 16:30 horas, de martes a viernes de 13:00 a 16:30 horas y de 20:00 horas a 23:00 horas. Sábados y domingos de 13:00 horas a 23:00 horas.

Ticket medio: 20 € 

Página web: https://quierohumo.com/